Alguien alguna vez me dijo que uno no elige viajar, que el viaje te elige a vos...

GUILIN, A LA ORILLA DEL RIO LI

Guilin está considerada como una de las ciudades más bellas de China. 

Nosotros llegamos en autobus desde Yangshuo (24 yuanes y una hora y media de viaje), y luego de dar unas cuantas vueltas buscando nuestro hotel, a orillas del río Li, pudimos recostarnos en nuestra habitación en el Green Forest Hostel; que aunque no esta muy céntrico, esta bastante bien de precio y tiene unos desayunos excelentes!!

El río Li y los lagos Ronghu y Shanhu configuran el entro de Guilin y son muy bonitos para dar unos largos paseos. Sobre todo al atardecer, cuando los chinos salen  los parques a hacer sus bailes y deportes. 

Seguimos camino al centro y nos encontramos con el río Li, que va serpenteando al borde de la ciudad, y lo acompañamos durante un buen rato.

Lamentablemente llegamos tarde para entrar en el Pico de la Belleza Solitaria, una montaña de roca en medio de la ciudad, que se puede hasta mezclar con los edificios. El pico hoy está rodado por la universidad, llena de gente.

Encontramos por casualidad una de las calles peatonales y más adelante, ya de noche encontramos un mercado de comidas enorme, el que comienza en la calle Zhongshan Zhong. Y junto a éste un mercadillo en donde el Rober se perdió por horas jajajjaaj.
 


Esta foto muestra una de las costumbres de pesca de China que nos pareció muy interesante. El pájaro en la punta de la balsa es un pájaro pescador, que tiene atada una pata a la barca y una cuerda en el cuello. Este se lanza a pescar y al agarrar un pez, se le queda trabado en el cuello debido a la cuerda, es así cómo el pescador de hace con el pez.



Al día siguiente pretendíamos visitar la Colina de la trompa de elefante (75 yuanes la entrada), pero se nos hizo tarde y solo pudimos verla desde lejos.